Quienes Somos

Somos un ministerio para ayudar a los cristianos, hombres y mujeres, a escapar del pecado sexual para siempre, a través de nuestros testimonios de libertad y nuestra capacitación, de tal manera que puedan hallar libertad permanente y una relación personal con Dios.

Visita el enlace para más información >> ¿Por qué existimos?

¿Necesitas Ayuda para ser Libre del Pecado Sexual?

Libres en Cristo cuenta con diferentes programas específicos de ayuda.
Visita nuestros programas de ayuda:

No, tener pareja no te hará libre del pecado

Inicio/Artículos para ayudarte a dejar el pecado sexual/No, tener pareja no te hará libre del pecado

No, tener pareja no te hará libre del pecado

Mis compañeros mentores y yo estamos leyendo el libro REDENCIÓN, de Matt Chandler y Michael Snetzer. Una de las premisas del libro es que seguimos esclavizados al pecado porque recurrimos a nuestros salvadores favoritos – cosas, actividades o personas que nos prometen ayuda, pero que fracasan porque no tienen el poder de Cristo, el único Salvador verdadero. Entre esos salvadores, esperamos que nuestra pareja sentimental nos haga tan felices que no necesitemos más del pecado sexual.

Hay muchas formas en las que podemos experimentar ésta idolatría. Mira como nuestras excusas para cometer pecado sexual tienen que ver con la presencia o ausencia de una pareja en nuestra vida:

  • Si tuviera una novia no me sentiría tan solo y no tendría por qué pagar por sexo.
  • Cuando me case, voy a tener con quien desahogar mi deseo y entonces podré dejar la masturbación.
  • Sólo si mi esposa cambia su carácter, voy a dejar de buscar a otras mujeres que sí me tratan bien.
  • Cuando me separe de la mujer con la que vivo, voy a ser feliz.
  • Ahora que estoy separado de mi mujer, necesito tener relaciones sexuales para obtener lo que ella ya no me da.
  • Cuando mi esposa firme los papeles de divorcio, voy a experimentar al fin la libertad.
  • Desde que me divorcié, no puedo dejar de tener relaciones sexuales, pues pasé tantos años teniéndolas en el matrimonio, y por eso no puedo regresar a la abstinencia. No soy un niño.
  • Cuando logre casarme de nuevo, sabré que al fin habré llegó la restauración a mi vida.

¿Lo ves? Siempre hay alguien más a quien hacemos responsable por nuestro pecado sexual. Un salvador o salvadora que aún no ha venido a darnos amor de pareja, y por eso seguimos atados. Cuando esa persona “correcta” aparezca (o desaparezca), entonces seremos “salvos” del pecado.

Así nos ha sucedido a quienes hemos vivido una relación pecaminosa. Usualmente hemos creído esta mentira: “Esta relación lo va a arreglar todo en mi vida y me va a arreglar a mí”.

Como dicen los autores, estas conexiones e intimidad que desarrollamos con otras personas, reales o imaginarias, tienen como trasfondo la desesperación por llenar nuestras necesidades. Lee el siguiente párrafo del libro REDENCIÓN:

“Hasta los síntomas pecaminosos como el adulterio, la pornografía y la homosexualidad, son solo las respuestas pervertidas de un hombre o una mujer que percibe que su compañero(a) debería satisfacer todas sus necesidades y se siente obligado(a) a buscarlas por conductos ilícitos, cuando esas necesidades no se satisfacen como él o ella esperan.”

Todos vamos a luchar ya fracasar siempre que hagamos de la persona que lleva nuestro anillo de bodas un dios del que esperamos que nos complete… por estas mismas razones:

Los hombres son dioses terribles.

Las mujeres son diosas terribles.

Los hijos son dioses terribles e impíos.

Recientemente escuché una frase que me impresionó: “Toda persona que convertimos en un dios, de inmediato se vuelve nuestro demonio”.

Esta es la forma de corromper las relaciones con amigos, compañeros de trabajo, jefes, esposos y esposas, novios y novias. Siempre que busquemos a otra persona para que llene las grietas y fisuras del corazón, nos alejamos de la satisfacción verdadera, pero también del placer y el gozo verdadero. Por el contrario, confiar en que alguien más nos salvará es caminar derecho hacia el conflicto, el caos y el desorden, multiplicados por el dolor de un corazón y una relación rotos.

Estas relaciones se corrompen y terminan porque al poner la expectativa de nuestra salvación y felicidad en otros, les ponemos un peso imposible para el que nunca fueron creados o equipados para llevar. Es hacerles la vida desgraciada a todos.

Por algo nuestro Dios es tan celoso de recordarnos que no hay salvación en nadie más sino en El:

Antes de mí no hubo ningún otro dios, ni habrá ninguno después de mí. Yo, yo soy el Señor, fuera de mí no hay ningún otro salvador. Isaias 43:10-11 NTV

 Porque hay un solo Dios y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre, quien dio su vida como rescate por todos. 1 Timoteo 2:5-6 NBD

¿Te han roto el corazón porque esperabas que una pareja te rescatara? A mí sí. He estado en varios escenarios de los que describí.

¿Necesitas regresar a Cristo y poner tu confianza solamente en Él para hacerte libre? Yo también, cada día de mi vida.

Agradezco a Dios por el privilegio que nos da de apoyarte en el camino de la pureza. Oro por tu vida en este momento, antes de terminar de escribir.

Deja un comentario abajo si así lo deseas.

2017-03-21T14:17:36+00:00 21 Marzo, 2017|Categories: Artículos para ayudarte a dejar el pecado sexual|8 Comments

Acerca del Autor:

Vine a este ministerio por mi necesidad de salir del pecado sexual. Por gracia de Dios él me salvó del pecado y me permitió servir a otros luego como consejero. Ahora trabajo como Director Ejecutivo en esta organización. Contribuyo en este blog notas que tomo de lo que actualmente estoy leyendo, y respuestas a preguntas que los lectores hacen.

8 Comentarios

  1. Miguel niño 21 Marzo, 2017 at 3:53 pm - Responder

    Sólo quiero ayuda no xq tenga problemas con lo sexual sino.xq mi esposa me engaño y quiero acercarme a Dios ya q solo el es el camino

  2. david 21 Marzo, 2017 at 5:08 pm - Responder

    Asi es hermano,, he hablado con mi esposa y le he comentado que en la separacion no hay felicidad y mucho menos en el divorcio,, lo que agradezco a Dios que en este aÑo de separacion me ha estado limpiando en muchas areas,,, incluidas en el area sexual le agradezco que este proceso me dio la fuerza para buscar a Jesus con mayor intensidad,, se acerca el dia del juicio de divorcio el dia 23 de marzo,, pero confio que Dios tomara el control,, y he decidido que El sea mi unico Dios!!!!!!

  3. heber 21 Marzo, 2017 at 5:38 pm - Responder

    Gracias Ernesto por este es tracto del libro Redención, me identifico muchísimo con tu reflexion , yo hice de mi esposa un dios, y busque fue del hogar otras dioses que se convirtieron en demonios, ayudame con tus oraciones, ahora sufro las consecuencias de un pasado de pecado sexual.estoy sin trabajo y tengo muchas deudas y una familia que depende de mi.

  4. Viviana 21 Marzo, 2017 at 5:40 pm - Responder

    Gracias por escribir estos artículos. Me ayuda a darme cuenta de varios aspectos que no veía con claridad. Que Dios los bendiga muucho.

  5. Andres 23 Marzo, 2017 at 9:14 am - Responder

    Impresionante, así describiria éste artículo, realmente tocó mi corazón y abrió mi entendimiento. Pegó en la tecla correcta. Muchas gracias. Bendiciones.

  6. JB 23 Marzo, 2017 at 1:45 pm - Responder

    Muchas gracias, hay detalles que yo no estaba considerando y creo que son excusas para justificarse. Gracias nuevamente por compartirnos. Dios les continúe bendiciendo.

  7. frank 24 Marzo, 2017 at 4:40 pm - Responder

    Es algo sorprendente como hacemos de nuestras esposas diosas o demonias me hace reflexionar que mivonfianza y dependencia deben estar arraigadas en Jesús y no darle una carga para lo que no ha sido diseñada.
    A la vez cuán irresponsables somos con Dios, las esposas y aún con nuestra soltería buscando excusas para satisfacer nuestro pecado.
    No estoy casado pero en un tiempo no estuve y este mensaje me hablo tanto que me vi en cada proceso de esa relación desde el noviazgo hasta el divorcio.

    Gracias hermano por esta enseñanza es de mucho valor para mi vida, Dios te diga bendiciendo y dándote sabiduría.

  8. rolit 4 Abril, 2017 at 9:30 pm - Responder

    sinseramente maravillado por cada mensaje

Deja tu Comentario

¿Necesitas Ayuda para ser libre del pecado sexual?
Inscríbete hoy en nuestro programa de consejería en línea.
Empieza haciendo clic aquí